Convención Nacional Bautista de México agregó una foto nueva. ... Ver másVer menos

Ver en Facebook

Convención Nacional Bautista de México compartió el Oferta Educativa 2016 - 2017 de Seminario Teológico Bautista Mexicano. ... Ver másVer menos

Oferta educativa 2016 - 2017 Te estamos esperando. Inscríbete, todavía hay tiempo y responde a tu llamado.

Ver en Facebook

Testimonio de gratitud de Victoria, nuestra misionera:

"... a fin de conocerle, y el poder de su resurrección, y la participación de sus padecimientos, llegando a ser semejante a Él en su muerte..." 1 Co. 9.22,23

Queridos hermanos y amigos, les escribo nuevamente desde la ciudad de Guadalajara, Jal. después de dos meses y medio de haber llegado a nuestro país.
Quiero agradecer primeramente al Señor por todas las muestras de Su amor, misericordia, sanidad, provisión y compañía durante este tiempo de prueba en mi salud y a cada uno de ustedes, iglesias, hermanos, amigos que han estado al pendiente de mi estado de salud. Me he sentido muy amada, acompañada y fortalecida por todas sus oraciones y palabras de fe y ánimo.
En esta ocasión quiero compartir con ustedes lo que Dios ha estado hablando a mi vida en todo este proceso, donde he vivido toda clase de sentimientos, pensamientos, luchas, debilidad y nuevas fuerzas para seguir adelante.
No cabe duda que mi vida está siendo probada, y alabo al Señor por lo que me está permitiendo experimentar y crecer en mi relación con el Señor. En fe hemos ganado la batalla, pero aún quedan luchas que enfrentar .
Alabo al Señor porque su nombre ha sido glorificado en medio de este proceso inesperado para mi, pero guiado por su perfecta voluntad.

El 29 de junio me extirparon el lóbulo izquierdo del hígado por un tumor benigno (hemangioma ) y aunque era una intervención de alto riesgo por hemorragia, el Señor mostró su mano protegiéndome y guiando a los médicos. Estuve 9 días hospitalizada.
El 19 de julio me reingresaron al hospital por una infección en la cavidad abdominal, estuve 12 días más internada.
Ahora me encuentro todavía en recuperación y observación. Y aunque no ha sido fácil, no dejo de darle gracias al Señor por todos los recursos humanos, económicos y materiales que ha provisto para mi atención y recuperación. Me he sentido "abrumada" con sus bendiciones y muestras de amor, que es difícil expresarlo con palabras.

Quisiera dejarles algunos pensamientos que han afirmado mi fe y confianza en el Señor:

- Nada de lo que nos suceda, por mas duro o difícil que sea, podrá compararse al sufrimiento que Cristo vivió por amor a nosotros.
- En esta experiencia el Señor me ha permitido conocer más profunda y personalmente su amor, valorar su entrega y sufrimiento.
- De manera especial, las cicatrices que han quedado en mi cuerpo, me han permitido identificarme, en un grado mínimo quizá, con su dolor, pero sobre todo, sé que Él las usará como testimonio de su entrega y amor para las personas que no le conocen, en el campo a donde Él me ha llevado y me permita regresar, en el momento que El lo tenga planeado.
- Y ahora, aprender a descansar en El, confiando mis tiempos y total recuperación en sus manos y su sabiduría.

Quiero por último expresar mi gratitud a la Convención Nacional Bautista de México, al Hospital México Americano, y a cada iglesia, hermanos y amigos que han sido instrumentos valiosos en las manos del Señor para bendecirme y acompañarme en este valle de sombra, en esta leve tribulación momentánea, que me han llevado a ver las cosas y propósitos eternos del Señor.
A Él sea la GLORIA!

Con profunda gratitud

Victoria
... Ver másVer menos

Ver en Facebook

Qué todos los pueblos te adoren!!!! ... Ver másVer menos

Ver en Facebook